El 30% de los españoles se plantea cambiar de trabajo ante la pandemia

El 30% de los empleados españoles se plantea cambiar de trabajo en los próximos 12 meses ante la pandemia, según el informe ‘Securing the Future of Work’ de Kaspersky. Las dos principales razones son aspirar a recibir un salario más alto (45%) y mantener un mejor equilibrio entre la vida laboral y la personal (40%). 

Teletrabajo Conciliación Familiar Niño Ordenador RecursoA pesar de la incertidumbre del mercado laboral, las personas siguen teniendo sus ambiciones. Aunque uno de cada dos españoles encuestados preferiría permanecer en su puesto actual (50%), muchos empleados se plantean reconfigurar su jornada laboral para adaptarla mejor a su vida personal.

Durante los confinamientos y con el teletrabajo han tenido más tiempo para reflexionar sobre el desarrollo futuro de su carrera laboral, así como para actualizar sus conocimientos o realizar nuevos aprendizajes.

Sea cual sea la dirección que elijan, según el informe ‘Securing the Future of Work’ de Kaspersky, la mayor motivación de los encuestados españoles para plantearse un nuevo trabajo es conseguir un mejor salario (45%).

La creación de un mejor equilibrio entre la vida laboral y personal es la segunda razón más frecuente (40%). La pandemia ha desvelado la satisfacción que produce pasar más tiempo en casa con la familia, así como poder dedicarse a intereses y aficiones personales. Es posible que los empleados quieran mantener esta oportunidad abierta.

Después del salario y la comodidad personal, dedicarse a un trabajo que les permita disfrutar más es la tercera razón más importante aducida (39%), por delante de reducir el estrés o la carga de trabajo (32%) o de desempeñar una función con mayor trascendencia y sentido (28%). Puede que los acontecimientos de 2020 hayan permitido a los empleados replantearse su trabajo actual, darse cuenta del valor de su tiempo, y repensar a qué quieren dedicarlo.

La situación de pandemia y el replanteamiento de los deseos y capacidades por parte de los trabajadores está perfilando ya una nueva realidad laboral. Los empleados tendrán que aprender a trabajar de forma más flexible y responsabilizarse de mantener la fiabilidad y seguridad del entorno de trabajo. Aquellos que apliquen estos valores tendrán una ventaja competitiva a los ojos de los empleadores.